Al menos tres maestros secuestrados por grupos separatistas en Camerún


Al menos tres maestros fueron secuestrados en la noche del martes por grupos separatistas en Bamenda, capital de la región anglófona Noroeste en Camerún, informaron hoy a Efe fuentes de las fuerzas de seguridad.

Los tres docentes pertenecen a la escuela de educación primaria católica de Saint Joseph en Bamenda, precisaron las fuentes, que subrayaron que “varios grupos separatistas tienen habitualmente como objetivo a los maestros” de las zonas anglófonas.

“Los maestros fueron secuestrados por dos hombres armados que efectuaron varios disparos al aire”, confirmó a Efe el testigo Syvestre Ayuk.

Desde el surgimiento del separatismo anglófono en Camerún en 2016, los cursos escolares se han visto afectados en las dos regiones de habla inglesa, Noroeste y Sudoeste, por grupos independentistas que paralizan la actividad y hacen redadas para evitar que las familias manden a los estudiantes a la escuela.

Además, los centros escolares son objeto de ataques violentos y secuestros.

La de este martes es la primera acción violenta atribuida a grupos separatistas desde que se clausuró el pasado viernes el diálogo nacional convocado para tratar de solucionar las tensiones entre el Gobierno y los separatistas anglófonos.

La conferencia concluyó con la recomendación de crear un estatus especial para las dos regiones de habla inglesa del país, que sufren un conflicto armado desde finales de 2017.

El conflicto en esas regiones, donde viven tres millones de personas, ha causado unos 3.000 muertos, según el International Crisis Group (ICG), y ha provocado más de 530.000 desplazados, de acuerdo con la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA).

El pasado jueves, el presidente camerunés, Paul Biya, ordenó la retirada de cargos contra 333 separatistas detenidos y su puesta en libertad inmediata, una medida que exigían los grupos secesionistas.

Camerún fue colonia británica y francesa hasta 1960, cuando se independizó de ambas potencias e instauró un Estado federal hasta la celebración de un referéndum en 1972, que lo unificó.

Desde entonces, el inglés y el francés son idiomas cooficiales y conviven junto a unas 250 lenguas locales.

Sin embargo, la minoría anglófona -que representa un 20 % de la población- se queja de marginación con respecto a la mayoría francófona en materia de distribución de la riqueza y de que el inglés está considerado una lengua secundaria, por lo que reclama la vuelta al federalismo o la independencia de estas regiones.

Desde finales de 2017 han aparecido diversas milicias, como las Fuerzas de Defensa de la Ambazonia (ADF) en el Sudoeste, que ante la negativa de diálogo entonces por parte de Biya decidieron levantarse en armas. 



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock