así son las lentillas con Realidad Aumentada que está desarrollando Mojo Vision


La empresa tecnológica Mojo Vision ha estado trabajando durante cinco años en un proyecto que ha mantenido muy en secreto y que promete revolucionar por completo la forma en la que nos relacionamos con nuestro entorno: Mojo Lens es la primera lente de contacto inteligente del mundo.

El Internet of Things va a ser uno de los grandes protagonistas de 2021.

Entre las filas de Mojo Vision hay veteranos de la industria, con experiencia en gigantes como Apple, Google, Amazon o Microsoft. El objetivo de esta compañía es reducir nuestra dependencia de las pantallas: al más puro estilo Black Mirror, con estas lentillas podrás mirar por el rabillo del ojo para activar una interfaz que te marcará la ruta a seguir o quién te acaba de mandar un WhatsApp. Esa es más o menos la idea, aunque evidentemente la tecnología que lleva detrás es mucho más complicada.

Es decir: Mojo Vision ha desarrollado prototipos para lentes de contacto que permiten a las personas ver imágenes de realidad aumentada como superposiciones en el mundo real. Para hacerlo realidad, se ha asociado con Menicon, el fabricante de lentillas más grande y antiguo de Japón.

Según el acuerdo, las dos empresas trabajarán en varios estudios de factibilidad sobre producción y fabricación, explorando una posible relación de trabajo a largo plazo mientras Mojo intenta comercializar la tecnología.

Mojo Lens superpone imágenes monocromáticas, símbolos y texto en los campos de visión naturales de los usuarios sin obstruir su vista, restringir la movilidad o dificultar las interacciones sociales.

Los edificios que se recubran con AuREUS serán gigantescos paneles solares verticales.

“La visión del mundo de Mojo fusiona a la perfección la información digital con el mundo que nos rodea. Usando microelectrónica y una pequeña pantalla para compartir información crítica, Mojo Lens permite a cada usuario ser lo mejor de sí mismo en cualquier situación”, dice la empresa en su página web.

Seamos claros: este no es un producto que verás en los estantes de las tiendas el próximo otoño. Está en la fase de investigación y desarrollo, a unos años de convertirse en un producto real. Pero es emocionante ver cómo avanza la ciencia y la tecnología y cómo algo tan impensable hace apenas unos años se podría hacer realidad.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.



MÁS INFORMACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SiteLock
Facebook
A %d blogueros les gusta esto: