Caos ambiental y sanitario reina en cerro Patacón


La crisis ambiental, de salud y social en el relleno sanitario de cerro Patacón, corregimiento de Ancón, y sus alrededores está fuera de control.

Por un lado están las autoridades, que han abierto en vano 89 procesos administrativos a Urbalia desde que comenzó a administrar el relleno hace más de 10 años y, por el otro, la empresa argumenta atrasos en los pagos, lo que dificulta la operación del relleno.

El Ministerio de Ambiente, la Autoridad de Aseo Urbano y Domiciliario y la Defensoría del Pueblo llevaron a cabo ayer viernes una inspección al relleno sanitario, en la que se encontraron con problemas como basura y tierra mal compactada, deslaves debido a las lluvias, fuga de lixiviados y vías de acceso peligrosas para el paso de los camiones recolectores.

Incluso, la Defensoría del Pueblo informó que detectó la presencia de menores de edad en el relleno y su entorno más cercano. Considera, por tanto, que se trata de un problema de salud pública que debe verse de forma integral.

“Donde se está disponiendo la basura no se está haciendo la debida cobertura y compactación de la tierra, por lo tanto no se está cumpliendo con las medidas del debido manejo ambiental”, subrayó Miguel Flores, director de Verificación del Desempeño Ambiental del Ministerio de Ambiente, quien agregó que citaron al representante de Urbalia.

Álvaro Díaz, director de Servicios Técnicos de la Autoridad de Aseo, dijo que si bien hay algunos pagos atrasados a la empresa, Urbalia se comprometió a llevar un plan de mejoras dentro del relleno, el cual no ha cumplido. Detalló que la contaminación va más allá del relleno y alcanza unas 10 mil hectáreas, impactando sitios como Camino de Cruces.

Fuentes ligadas a la empresa señalan que se le adeuda $16 millones.

Cerro Patacón se torna un problema de salud pública

Entidades como la Autoridad de Aseo Urbano y Domiciliario (AAUD), el Ministerio de Ambiente y la Defensoría del Pueblo reconocieron que el relleno sanitario de Cerro Patacón, en Ancón, se ha convertido en un problema de salud pública y ambiental en pleno corazón de la ciudad de Panamá y San Miguelito.

Representantes de las tres entidades hicieron ayer viernes un recorrido por el relleno, luego de que fuese reportado un deslave en una de sus etapas. En junio de 2021 se registró un hecho similar, por el cual se le abrió un proceso administrativo a Urbalia, la empresa que administra el sitio.

Miguel Flores, director de Verificación del Desempeño Ambiental del Ministerio de Ambiente, informó que hubo un deslizamiento como consecuencia de las lluvias; sin embargo, los taludes no estaban bien compactos.

“No hay buen manejo ambiental, porque no se está compactando bien la basura. Ya citamos al representante legal de Urbalia, pues nos urge atender este tema para evitar otro deslizamiento que comprometa la vida de las personas que laboran allí”, acotó.

Flores recordó que, en junio de 2021, abrieron un proceso a la empresa responsable del relleno sanitario y pronto establecerán la consecuente multa económica. “El evento de ayer indica que puede haber otro colapso allí”, aportó.

Por su parte, Álvaro Díaz, director de Servicios Técnicos de la AAUD, sostuvo que la empresa no ha resuelto aún la fuga de lixiviados; es decir, los líquidos que emanan de la basura, lo cual sigue contaminando el lugar.

En este escenario, informó que junto al Ministerio de Ambiente y representantes de la empresa crearán una mesa de trabajo para buscar soluciones al problema, ya que la contaminación que genera el relleno se extiende 10 mil hectáreas y llega a reservas como el Parque Natural Camino de Cruces.

Bolívar Rodríguez, director de Asuntos Ambientales de la Defensoría del Pueblo, subrayó que, además del daño ambiental, en la zona también pudieron observar a niños cerca del relleno y sus alrededores, lo cual no es correcto.

Por constantes anomalías en el manejo del relleno sanitario de Cerro Patacón, la Defensoría del Pueblo presentó una denuncia este año contra la empresa Urbalia, por la presunta comisión de delitos ambientales y contra la salud pública. En el documento se precisa que desde que comenzó a operar el relleno sanitario, hace más de una década, se han abierto 89 procesos administrativos contra Urbalia.

Fuentes allegadas a Urbalia informaron que el Estado les adeuda $16 millones por los últimos 24 meses de servicio.

Esta información fue confirmada por la AAUD, la cual agregó que, desde que comenzó esta administración, se le ha pagado a la empresa $21 millones, pero debido a la pandemia se atrasaron algunos pagos. No obstante, manifestó que Urbalia debe cumplir con un plan de mejoras en el lugar para justificar varios de esos pagos atrasados y no ha cumplido.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook