El día de los Reyes Magos


Melchor, Baltasar y Gaspar son los Reyes Magos que, según la tradición católica, fueron en busca de Jesucristo, el niño Dios, siendo guiados por la Estrella de Oriente.

Una vez el rey Herodes se entera de que nacería un nuevo rey que lo quitaría del trono, urde un plan para supuestamente ir a adorarlo.

Los Reyes Magos son informados de la petición de Herodes pero, según la Biblia, tienen un sueño en el que Herodes no tiene buenas intenciones y buscaría hacerle daño al niño Dios, por lo que no debían regresar a su encuentro.

Desfile de Reyes Magos

Cada seis de enero, ya es tradición que la Alcaldía capitalina organice un desfile para finalizar las festividades navideñas conmemorando a los Reyes Magos. Normalmente, desfilan carrozas que contienen imágenes y recuerdos alusivos a esta fecha y normalmente acuden cientos de familias para ver el desfile. Este año, no se pudo celebrar por la pandemia de Covid-19.

Los tres Reyes Magos ignoran la petición de Herodes y nuevamente marcan rumbo al lugar de nacimiento de Jesús. Cuando llegan al lugar entregan tres regalos: incienso, mirra y oro.

De acuerdo con la Enciclopedia Britannica, el día de hoy —6 de enero— se asocia comúnmente a esa epifanía que tuvieron los tres Reyes Magos, que mantuvo a salvo al niño Jesús.

De acuerdo con la tradición católica, Baltasar era Rey de Arabia, mientras que Melchor era Rey de Persia y Gaspar era Rey de la India.

Desde entonces, su labor ha sido reconocida y sus restos fueron trasladados de Constantinopla a Milán, terminando en la ciudad alemana de Colonia, en el siglo XII. Aunque algunos investigadores no pudieron autenticar la autenticidad de estos restos.

Los tres Rees Magos son venerados como santos y mártires, y la devoción hacia ellos tuvo un fuerte incremento en la Edad Media. Incluso son conocidos como santos para los viajeros.

La tradicional Rosca de Reyes. iStock

¿Cómo se celebra?

Esta tradición, que se encuentra fuertemente arraigada en Iberoamérica, se celebra con un significado especial en España donde los niños esperan con ansias este día en el que además de recibir regalos después de las tradicionales fiestas navideñas, aprecian los distintos desfiles que se hacen para la ocasión, y esperan hasta la mañana siguiente mientras disfrutan de un pedazo de la rosca de reyes y una taza de chocolate caliente.

Otra particularidad es que los niños que están en espera de sus regalos ponen sus zapatos en señal de recibimiento. Si se portaron mal durante el año, reciben carbón dentro de sus zapatos, si fueron obedientes y buenos durante el año que acaba de transcurrir entonces no tienen piedras negras.

En el caso particular de Panamá, la comunidad española en este país practica esta tradición como parte de su cultura, y es transmitida a las futuras generaciones con el objeto de mantenerla viva a través del tiempo.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook