Hallan los restos de la séptima víctima del asesino en serie de Chipre


La Policía de Chipre ha encontrado este 12 de junio los restos de la séptima y, según se estima, última víctima del asesino en serie de mujeres y niñas en la isla, informa Reuters.

El macabro hallazgo fue realizado en el lago Memi, ubicado al suroeste de la capital Nicosia, donde las autoridades buscaron el cadáver de Sierra Tiburcio, la hija de 6 años de una de las víctimas, Marry Rose Tiburcio.

El exmilitar Nikos Metaxas, de 35 años, se encuentra detenido desde abril bajo la sospecha de haber asesinado a cinco mujeres adultas y a dos de sus hijas, entre 2016 y 2018. Sus víctimas eran extranjeras y trabajaron mayormente como criadas y al menos a dos ―Marry Rose Tiburcio y Arian Palanos Lozano― las conoció a través del sitio web de citas Badoo. La Policía afirma tener las confesiones escritas del sospechoso.

Este caso tuvo gran repercusión en la isla, donde rara vez ocurren crímenes y donde Nikos Metaxas es considerado el primer asesino en serie.

Además, fue despedido el jefe de la Policía y renunció el ministro de Justicia en medio de la indignación social derivada del tratamiento policial de los hechos.

Durante las pesquisas, la Policía cometió varios errores en la investigación de los informes sobre las personas desaparecidas, lo que permitió que el sospechoso permaneciera en libertad durante tres años después del primer asesinato.

RT



Source link

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook