KFC lanza una consola que permite calentar pollo frito a la vez que juegas a tus videojuegos favoritos


Forjado a partir de los fuegos de los hornos KFC y construido por Cooler Master desde cero, nunca ha habido una forma más sabrosa de experimentar los últimos títulos en impresionantes 4k, 240fps”. Así se presenta la consola de la conocida marca KFC con la que puedes calentar pollo frito a la vez que juegas a tus videojuegos favoritos.

No es una broma: este aparato realmente calienta la comida como si fuera un pequeño horno. “Nunca se arriesgue a dejar que su pollo se enfríe nuevamente gracias a la cámara de pollo patentada”. ¿Cómo lo hacen? Utilizando el sistema de flujo de aire y calor natural del propio sistema de la consola.

Es decir, que ‘la energía de jugar’ es la misma que hace que tu comida esté en su punto todo el rato. “Ahora puedes concentrarte en tu juego y disfrutar de pollo caliente y crujiente entre rondas”, dicen en la web.

Con marca KFC, la consola ha sido construida y diseñada por Cooler Master. “En Cooler Master, estamos conectados de manera diferente. Vamos más allá del exterior de la caja para ofrecer un rendimiento de vanguardia con un toque de clase”. Alojado en un chasis Cooler Master NC100 personalizado se encuentra el chip Intel Nuc 9 Extreme Compute Element, que “mantiene el espacio reducido e impulsa el rendimiento con el que los simples mortales solo podrían soñar”.

Para los gráficos han confiado en Asus: se ejecutan “con suavidad como la mantequilla, manteniendo el desgarro y la caída de fotogramas como cosa del pasado”. Cuenta además con una ranura GPU intercambiable en caliente, la primera en su tipo.

Y nunca te quedes sin espacio para juegos. Puedes liberar el rendimiento de las velocidades PCIe NVMe “que son seis veces más rápidas”, arrancar juegos “en segundos” y acceder “instantáneamente” a los datos mientras cargas juegos gracias a las dos unidades SSD Seagate BarraCuda de 1 TB que lleva la consola.

Por último, es compatible con realidad virtual, dispone de ray tracing y su velocidad es de 240 fps para todos los juegos, con soporte para salida de 240Hz en pantallas 4k.

El diseño de la nueva Xbox Series X

Es posible que sea una de las peores ideas de la historia y nos surgen muchas, muchísimas, dudas. Empezando por qué pasará cuando los restos de pollo frito se vayan acumulando dentro del aparato. O, tal vez, sea una genialidad y consiga ser la vencedora de la guerra de las consolas en 2020. Quién sabe.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.



Source link

SiteLock
Facebook
A %d blogueros les gusta esto: