Reactivación progresiva de empleos se aplaza a febrero


La reactivación progresiva de contratos de trabajo fue aplazada hasta el próximo mes de febrero. El Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral (Mitradel) pospuso hasta ese momento la entrada en vigencia del Decreto Ejecutivo 229 que establece unos porcentajes de reintegro de trabajadores según el sector de la economía en el que se desempeña la empresa.

Esa reactivación de empleo había sido prevista para enero, pero se aplaza luego de la cuarentena decretada por el Ministerio de Salud (Minsa) hasta el próximo 14 de enero, lo que impedirá la actividad de muchos sectores de la economía en las provincias de Panamá y Panamá Oeste.

“ El Decreto 229 es una forma de intervención del Estado en la libre empresa, puesto que señala a quién se debe dar prioridad en la reincorporación”.

Elisa Suárez, presidenta de la Apede.

A través del Decreto Ejecutivo 231, publicado en Gaceta Oficial en la noche del 29 de diciembre, el Mitradel define las reglas y procedimientos para la suspensión de contratos de trabajo a raíz de la nueva cuarentena.

El Minsa determinó en el Decreto Ejecutivo 1686 del 28 de diciembre, 41 grupos de actividades que estarán exceptuadas de la cuarentena total y, por lo tanto, podrán mantener operaciones durante los primeros días del año.

Este grupo de actividades exceptuadas podrá extender la suspensión de los contratos hasta el 31 de enero de 2021. Para hacerlo, tendrán que sustentar la necesidad de prorrogar la suspensión y enviar una serie de documentos al Mitradel hasta el 8 de enero.

Mientras el Ministerio no se pronuncie, se mantendrá la suspensión del contrato.

Carlos Ayala Montero, asesor del Despacho Superior del Mitradel, explicó a este diario que los trabajadores suspendidos no tienen la obligación de trabajar ni las empresas de pagarles, aunque se puede llegar a acuerdos entre las partes.

Las solicitudes para extender la suspensión de los contratos que habían sido presentadas entre el 15 y el 28 de diciembre, en virtud del Decreto Ejecutivo 229, deberán ser reemplazadas por nuevas solicitudes, señala la nueva regulación.

Las empresas que sí estén obligadas a detener su actividad durante la cuarentena y no hagan uso del teletrabajo podrán registrar la suspensión de los contratos ante la Dirección General de Trabajo enviando el listado de trabajadores entre el 31 de diciembre y el 8 de enero. En este caso se podrá volver a suspender a trabajadores que habían sido reincorporados en el último periodo de reapertura.

Los trabajadores que sean suspendidos se incorporarán al programa del bono solidario, que otorga un subsidio mensual de 100 dólares. La suspensión se mantendrá en principio hasta el 31 de enero, pero la empresa podría reintegrarlos antes.

A partir del 1 de febrero entrará en vigor nuevamente el Decreto 229 del 15 de diciembre. Esa norma establece la reincorporación paulatina de trabajadores, siguiendo porcentajes específicos por mes y según el sector de la economía.

El sector privado lamentó que con el Decreto 231 solamente se aplazará la entrada en vigor de estas exigencias. “Estamos analizando el Decreto 231 ya que nuevamente no tuvimos acceso hasta ayer que fue emitido. Sin embargo, llama la atención que el mismo modifica un artículo del Decreto 229 relacionado a su entrada en vigencia cuando el sector empleador solicitó la revisión de todo el Decreto y abordaremos al Ejecutivo al respecto”.

Elisa Suárez, presidenta de la Asociación Panameña de Ejecutivos de Empresa, señaló que el Decreto 229 es una forma de intervención del Estado en la libre empresa, puesto que señala a quién se debe dar prioridad en la reincorporación, además con unos porcentajes que no tendrían en cuenta la realidad económica de todas las empresas. La ejecutiva puso el ejemplo de una empresa pequeña que por verse forzada a reincorporar a personal se vea abocada a cerrar, lo que no solo dejaría sin empleo a los trabajadores suspendidos, sino a los que se habían reactivado.

Por su parte, Eduardo Gil, secretario general de Convergencia Sindical recordó que habrá trabajadores que ya llevarán cerca de un año con contratos suspendidos y sin ingresos. Defendió que en febrero la reincorporación de trabajadores debería ser al 100% y que el Estado tendría que mejorar las ayudas sociales para que los trabajadores suspendidos puedan cubrir sus necesidades básicas.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook