Selina alberga un mural en San Felipe para conmemorar los 500 años de la ciudad


En el marco de la conmemoración de los 500 años de fundación de la Ciudad de Panamá y con la intención de hacer del arte una expresión cercana y tangible para los vecinos y visitantes del corregimiento de San Felipe, la empresa hotelera Selina se unió a la iniciativa Mural 500, para albergar en su locación de Casco Viejo la última obra urbana de este proyecto que lleva a cabo la Comisión de los 500 años de fundación de la ciudad, la Alcaldía de Panamá y El Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

El colorido mural ubicado en el primer piso del edificio Bola De Oro (entre Avenida B y Calle 12), donde se encuentra Selina Casco Viejo, es un homenaje “al San Felipe de antes, a la belleza de la mujer de San Felipe, a su hogar y a su gente”, según explican los promotores de esta iniciativa que nació con el objetivo de realizar un total de 26 murales, uno en cada corregimiento del Distrito de Panamá, con motivos que exaltará a su gente, su historia, su cultura, valores e ideas.

Sergio Smith (@madmagoz8) es la mente creadora detrás de esta obra de arte urbano. El artista panameño, quien se desempeña como ilustrador, retratista y muralista, es conocido por sus piezas de estilo surrealista que interpretan el folclore y la cultura nacional en un lenguaje visual de “belleza bizarra”. Smith, quien ya ha creado aproximadamente 20 murales en la ciudad, en esta ocasión tuvo la ardua tarea de plasmar en una imagen el sentir de los habitantes de este histórico y pintoresco corregimiento.

La comunidad de San Felipe también tuvo un papel fundamental en la creación de esta obra, ya que estuvo a cargo del concepto y decidió que se plasmaría en ella. La comisión realizó 3 sesiones con el artista y con un grupo de mujeres, hombres y niños de la comunidad a finales del 2018, en cada una de ellas los habitantes contaron su historia y su actualidad para finalmente elegir los 3 pilares que querían expresar: La belleza de la mujer de San Felipe, el sentido de hogar y su gente (la esencia del área).

Para el artista y los promotores de este proyecto, el mayor desafío en la creación del mural fue encontrar una pared apropiada que se pudiera intervenir en San Felipe. Selina facilitó la asistencia legal para conseguir los permisos de patrimonio que harían posible esta obra que ahora luce con orgullo en sus espacios, como un recuerdo de los 500 años de la ciudad y un símbolo de la unión de un talentoso creador panameño y la comunidad que le acoge cada día.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock